La ciudad que lidera el paro en España, la morosidad en pago a proveedores, la deuda municipal,… vuelve a ser noticia. La sección sindical CSIF del Ayuntamiento de Jerez de la Frontera critica públicamente la negativa de Mamen Sánchez a ser transparente en su gestión. Concretamente, a llevar a pleno municipal los “sueldos astronómicos” de su personal de confianza para su aprobación, y no que se haga a dedo.

Mamen Sánchez Mila Perez Laura Álvarez
Mamen Sánchez, alcaldesa de Jerez, junto a Mila Perez, directara de Alcaldía conocida por su coste de 135.000 Euros para los jerezanos, y Laura Álvarez, delegada de Recursos Humanos.

En la mañana del jueves, CSIF ha llevado a la Mesa General de Negociación del Convenio Colectivo una propuesta para que, conforme a la ley, las retribuciones de los puestos directivos y de máxima confianza sean aprobadas por el pleno municipal, como máximo órgano de gobierno de la ciudad; ante el elevadísimo coste que actualmente suponen para las arcas municipales.  Sin embargo, el Gobierno municipal ha rechazado negociar la propuesta del sindicato, cambiando las reglas de negociación del convenio sobre la marcha y de manera impositiva. A juicio de esta sección sindical, se trata de un claro ejercicio de falta de transparencia y de consenso por parte del Gobierno de Mamen Sánchez.

Para CSIF, es algo totalmente “bochornoso e inaceptable” que el Gobierno municipal se niegue al control de los sueldos de su personal de confianza. Señalan que tras la última modificación de la Relación de Puestos de Trabajo y la aprobación de los Presupuestos municipales para el ejercicio 2020, la suma de las retribuciones de solo 10 de sus personas de su máxima confianza, cuestan a todos los jerezanos más de un millón de euros. Un coste que, para CSIF, va en perjuicio de todos y son  insostenibles”.

Tres trabajadores de Mamen Sánchez cuestan 411.000 Euros a Jerez de la Frontera 

Recuerdan desde el sindicato que solo la directora de Alcaldía–Presidencia cuesta a todos los jerezanos más de 135.000 euros; siguiéndola de cerca la directora del Servicio de Transparencia, con un coste de más de 129.000 euros; llevándose la palma el secretario municipal con un coste que ronda los 147.000 euros. Para esta sección sindical, “estos sueldos escandalosos deben ser aprobados por nuestros representantes políticos, y conocerlos toda la ciudadanía, pues entendemos que el Ayuntamiento no se lo puede permitir”.

Los gastos de personal para 2020 alcanzan ya los 82 millones de euros. Se trata prácticamente el mismo coste que tenía en 2011 antes de que se produjera el traumático ERE sufrido por los empleados municipales. “No solo no cumplieron la promesa de reincorporar a nuestros compañeros afectados por el ERE, a los que engañaron vilmente; sino que han incrementado el gasto de personal hasta alcanzar las cifras de antes de que se llevara a cabo”.

Ante esta situación CSIF espera que la alcaldesa recapacite y someta al control municipal todos estos gastos, «que han de frenarse de alguna manera».