La Guardia Civil investiga en Bollullos Par del Condado a un hombre por su presunta participación en un delito contra la Flora y Fauna Silvestre. Este cazador se dedicaba a cazar especies cinegéticas sin autorización y utilizando artes destructivas como cepos.

De este modo, los agentes del Seprona tuvieron conocimiento de que un vecino del municipio se estaba dedicando a colocar cepos en una parcela de su propiedad.

Por ello, los agentes junto al guarda de caza, realizaron un discreto apostadero en las inmediaciones de la parcela. Observaron como el presunto cazador llegó en un turismo, lo estacionó y recogió del terreno un cepo desarmado. Su intención era armarlo de nuevo, momento en el cual los agentes sorprendieron al hombre arrojando éste el cepo al suelo.

Esta persona no tenía ningún tipo de autorización para el uso de estas artes de caza. Además, tenía otro cepo en su vehículo que pensaba colocar en la zona.

Por todo ello, los agentes decomisaron las citadas artes de caza, quedando intervenidas en dependencias oficiales y a disposición de la Autoridad Judicial correspondiente, procediéndose a la investigación del varón.

Detenido por cazar gorriones en plena calle

La Guardia Civil ha investigado a un varón por su presunta participación en un delito contra la flora y fauna silvestre. En concreto, este cazador disparaba en plena calle en Almonte sin el permiso correspondiente. Además, estaba cazando gorriones, una especie no cinegética.

Esta actuación se llevó a cabo el día 27 de septiembre cuando una patrulla observó a una persona portando un arma de fuego.

Al identificar a esta persona, se pudo comprobar que se trataba de una carabina de aire comprimido. El cazador se encontraba cazando una especie no cinegética, como es el gorrión común.

Cuando los agentes le solicitaron la documentación, esta persona carecía de cualquier tipo (tarjeta de armas, licencia de armas, licencia de caza, seguro de responsabilidad civil, etc).