La UCA dedica la VIII Semana Universitaria del Libro al poeta Ángel García López

Debido al Estado de Alarma por el Covid-19, la UCA no podrá llevar a cabo el programa de actividades que estaba previsto y que queda aplazado para fechas posteriores sin concretar aún

La Universidad de Cádiz le dedicará la Semana Universitaria del Libro, en su octava edición, al poeta roteño Ángel García López. El Vicerrectorado de Cultura, con la coordinación de la Biblioteca de la Universidad de Cádiz, organiza la VIII Semana Universitaria del Libro que, debido al Estado de Alarma por el Covid-19, no podrá llevar a cabo el programa de actividades que estaba previsto y que queda aplazado para fechas posteriores sin concretar aún.

Por ello, con la desinteresada colaboración de escritores, personas del entorno literario y académico gaditano, la UCA ha realizado un video en homenaje al poeta Ángel García López, según ha señalado la universidad en una nota.

Nacido en Rota (Cádiz) en 1935, García López tiene una destacada obra poética que le ha valido varios galardones, entre ellos, el Premio Adonais 1969 y el Premio Nacional de Literatura 1973. Es licenciado en Filosofía y Letras por la Universidad Complutense y ha compaginado su carrera literaria con la docente, como profesor de Lengua y Literatura.

Como maestro, considera que promover la lectura y la escritura entre los más jóvenes «es una gran tarea pedagógica que tiene que empezar desde que el niño aprende a leer».

Curiosamente, Ángel García López también ha sido técnico superior de los Servicios Bibliográficos de la Dirección de Cultura de la ONCE, que se encarga de adaptar en braille, en relieve y en audio digital obras literarias, textos educativos y para el empleo, entre otros, para sus afiliados.

De esa labor destaca el importante avance registrado en tecnología para la accesibilidad para los lectores ciegos, cuya biblioteca cuenta con una cantidad de libros ingente, en braille, audio y formatos digitales avanzados (Daisy). Además, durante 30 años, ha formado parte del jurado de los Premios Tiflos de Literatura, que concede anualmente la ONCE.

Desde la aparición de su primer libro, ‘Emilia es la canción’, en 1963, Ángel García López no ha cesado de publicar títulos que iban y venían de unos tonos y motivos a otros, como muestra de una personalidad proteica, aunque siempre timbrada por un cierto manierismo formal: el dominio de las formas y el gusto por la construcción del lenguaje.

A lo largo de su dilatada trayectoria, el autor ha cosechado buena parte de los más importantes premios poéticos españoles, como el premio Adonais 1969 con ‘A flor de piel’, el Nacional de Literatura 1973 con ‘Elegía en Astaroth’, y el premio de la Crítica 1978 con ‘Mester andalusí’.