Sorprendido al intentar cometer un segundo robo en la Escuela de Música de Almería

Dos vehículos radiopatrullas de la Policía Nacional que se encontraban próximos acudieron al lugar, lo encontraron en el interior

La Policía Nacional ha detenido a J.M.S.C., de 49 años, tras haber sido sorprendido cuando trataba de cometer un robo en la Escuela Municipal de Música y Artes (EMMA) de Almería, donde ya había actuado dos semanas antes cuando consiguió escapar tras hacerse con 300 euros de la recaudación de la taquilla así como con una guitarra valorada en 600 euros y un micrófono.

El detenido cuenta con un amplio historial delictivo por otros robos con fuerza y hurtos por los que, hasta hace un mes y medio, permanecía como interno en el centro penitenciario de El Acebuche, según han indicado a Europa Press fuentes policiales.

El primero de los robos tuvo lugar en la tarde del sábado 18 de enero, cuando armado con un destornillador y vestido con unos guantes forzó la puerta de la recepción de la escuela, para una vez en su interior, hacerse con el dinero así como con unos instrumentos que se encontraban allí almacenados.

No obstante, su rostro fue captado por las cámaras de seguridad del centro.

A partir de ahí, la Policía Nacional realizó entonces una difusión policial con las características del autor, al objeto de proceder a su identificación.

Igualmente se intensificaron las patrullas policiales por la zona a fin de localizarlo y arrestarlo.

El sospechoso volvió a actuar dos semanas después, cuando sobre la misma hora del sábado 2 de febrero volvió a acudir a la escuela.

Si bien en esta ocasión no consiguió forzar la entrada de la recepción, si pudo quebrar la persiana exterior por la que accedió a la misma para, en esta ocasión, tratar de hacerse con unos ordenadores y teléfonos.

No obstante, el ladrón fue sorprendido por un usuario que alertó a la sala del 091 del robo.

Así, dos vehículos radiopatrullas de la Policía Nacional que se encontraban próximos acudieron al lugar, donde hallaron en el interior y agazapado al autor de los hechos.

Los agentes pudieron recuperar entonces dos teléfonos móviles que portaba el detenido. En el registro que se realizó en su vivienda fueron hallados el destornillador, guantes y la vestimenta que llevaba en el momento del primer asalto.

El hombre ya ha pasado a disposición de los juzgados de Almería.