Inauguran un nuevo parque canino en la provincia de Cádiz

El alcalde ha anunciado que «se trata del primero de la media docena de instalaciones de este tipo que pretendemos instalar en la ciudad»

Inauguran un nuevo parque canino en la provincia de Cádiz. El alcalde de Chiclana, José María Román, junto al delegado municipal de Medio Ambiente, Roberto Palmero, han inaugurado el primer parque de esparcimiento canino, ubicado en el Parque Federica Montseny junto al puente del VII Centenario. A este acto fue invitado el responsable de Mascotas Ávila, José María Ávila, cuyo establecimiento ha colaborado con una exhibición de adiestramiento canino.

El alcalde ha anunciado que “se trata del primero de la media docena de instalaciones de este tipo que pretendemos instalar en la ciudad, al tratarse de un equipamiento muy demandado, ya que cada vez son más las familias con perros como mascotas que necesitan espacios de esparcimiento como este. Seguramente el siguiente corresponda ubicarlo en entorno del parque Amaranto del Doctoral”.

De esta forma, los propietarios de mascotas ya tienen a su disposición las instalaciones, que durante los días previos a su puesta de largo ha permanecido abiertas con carácter experimental para una primera valoración de su uso y necesidades por parte de la Delegación de Medio Ambiente.

Román ha aclarado además que “algunas veces se oye que hay necesidades más importantes, pero lo cierto es que vivimos en una sociedad que hay que atender en todos sus aspectos y para las personas que tienen mascotas este tipo de equipamientos es tan relevante como los demás. Nuestra labor consiste en atender y oír esas demandas, pero apelamos a la mejor conducta cívica para que la ciudad siga creciendo, lo que será más fácil dando un buen uso a zonas de esparcimiento como éste”.

José María Ávila, por su parte, ha indicado que “este espacio era, antes de la construcción del parque, una zona de reunión habitual de personas con mascotas que demandaban que se acotara el espacio por el riesgo que suponía que los animales salieran a la carretera. Las perspectivas han sido completamente superadas con la colocación de los elementos de ‘Agility Canina’, así como los servicios para agua y limpieza para mantener la higiene del recinto, lo que hace que los usuarios estén encantados”.

Por último, el delegado de Medio Ambiente, Roberto Palmero, ha afirmado que “la inversión ha superado los 30.000 euros, pero es muy importante que la ciudadanía sepa que las posibilidades de crecer en nuevos espacios  y otros servicios parecidos va a depender del uso que se le de por parte de quienes los usan. En la fase de prueba ya ha sido muy usado el parque. Es por ello que dependemos que las personas sean suficientemente responsable para cuidar lo que se le ofrece en este recinto”.

Como ejemplo, Palmero ha puesto las necesidades de limpieza, al afirmar que “estamos teniendo especial atención a la limpieza que se debe realizar prácticamente a diario. Crecer en equipamientos significa al mismo tiempo realizar inversiones en las necesidades de mantenimiento y prestación de los servicios que llevan aparejados.

Aún así es una apuesta que teníamos clara desde el principio y el éxito está más que demostrado con la afluencia de usuarios lograda. Con ello se crean espacios que permiten a la ciudadanía disfrutarlos de una manera que no podía hacerlo con anterioridad y un aporte para las empresas del entorno”.

Para dar por concluido el equipamiento, la Delegación de Medio Ambiente trabaja en dotar de suministro de agua a la fuente que figuraba en el proyecto original y llevar a cabo la ampliación del número de papeleras, así como otras mejoras encaminadas a  la modificación de los dispensadores de bolsas para excrementos caninos para adaptarlos aún más a las necesidades de los usuarios.

La solución de equipamiento adoptada, ‘Agility Canina’, dispone de elementos al margen del vallado integral del parque, como un circuito de unos 550 metros cuadrados, con elementos tales como salto de altura, mesa, rueda, plataformas, slalom, pasarela, empalizada, túnel, obstáculos y balancín. En lo que al mobiliario urbano se refiere, además de los ya indicados, cuenta con bancos, dispensador de bolsas, arenero canino, carteles de señalización en cada una de las puertas, que indiquen las normas de uso de este espacio, así como las normas de uso de los obstáculos colocados.