Se viven momentos de tensión en las denominadas Casitas Bajas, en Jerez, entre un grupo de magrebíes y sus vecinos.

Desde el miércoles se están produciendo enfrentamientos entre un grupo de magrebíes instalados en la Calle Arcipestre Corona y vecinos del polígono San Benito.

El hecho más grave ha tenido lugar el miércoles tras una brutal pelea con el resultado de un herid de consideración por arma blanca.

La situación está el viernes más controlada, aunque debido a tales hechos, han tenido que acudir en varias ocasiones numerosos efectivos de la Policía Nacional y de la Policía Local.

Según vecinos de la zona, el grupo de magrebíes ocasionaron problemas de convivencia. A raíz del apuñalamiento, manifiestan que se han visto obligados a tomar medidas contra ellos.

Al parecer, dichas personas ya han abandonado la zona de dicho barrio en Jerez, el cual ha estado varios días blindado por un fuerte operativo de presencia policial.