La Guardia Civil de Cádiz busca a uno de los presuntos autores, ya identificado, de los disparos que hirieron a tres agentes en Bornos. Los agentes realizaban un reconocimiento de zona al objeto de localizar unas plantaciones de marihuana en la Sierra de Cádiz.

Hasta el momento hay un detenido, al que se le atribuye la presunta comisión varios delitos: de homicidio en grado de tentativa, tenencia ilícita de armas, atentado a agentes de la autoridad y cultivo y elaboración de marihuana.

Los agentes localizaron una plantacion de marihuana cuando se vieron sorprendidos por dos individuos que se encontraban ocultos.

Estas personas abrieron fuego con escopetas de caza contra los agentes a pesar de que se habían identificado previamente, resultando heridos de diversa consideración los tres guardias civiles, aunque sus vidas no corren peligro.

Tras el tiroteo se estableció un dispositivo para la localización de los autores de la agresión, dando como resultado la detención de un ciudadano español como posible participante en los hechos. Asimismo, los agentes han identificado a otro de los supuestos autores, por lo que podría producirse su detención en un breve plazo.

En el dispositivo han participado diversas unidades y especialidades de la Comandancia de la Guardia Civil de Cádiz, entre las que se encuentran las Unidades de Seguridad Ciudadana de las Compañías de Villamartín y Jerez de la Frontera, Seprona, Policía Judicial y la USECIC. Asimismo, contó con el apoyo de otras unidades como el Grupo de Acción Rápida y la Unidad de Helicópteros de la Zona de Andalucía, además de policías locales de los municipios de Bornos y Villamartín.