Agentes de la Policía Nacional han detenido en Sevilla a cuatro jóvenes. Estos, presuntamente, agredieron sexualmente a dos menores de edad el pasado sábado 29 de agosto.

Tras conocerlas en la Alameda de Hércules, las invitaron al apartamento donde se alojaban por unos días.

A partir de ahí, las condujeron a un «estado de embriaguez y desorientación». Fue entonces cuando cometieron la agresión pese a la «resistencia física» de las víctimas.

Las víctimas, 15 y 16 años de edad

La investigación comenzó el pasado lunes 31 de agosto al mediodía. Un Juzgado de Sevilla instó a la Policía Nacional, en concreto al Grupo de Menores; a averiguar la situación en la que se encontraban dos menores de 15 y 16 años de edad respectivamente.

Estas eran posibles víctimas de una agresión sexual y estaban en el hospital para ser asistidas facultativamente.

Las primeras diligencias permitieron averiguar que las agresiones sexuales múltiples habían sido cometidas el sábado 29 por cuatro varones.

Estos tienen nacionalidad francesa y entre 20 y 24 años de edad. Se encontraban en la capital andaluza pasando unos días. Los presuntos autores de los hechos habrían conocido a las menores en una terraza de la Alameda de Hércules, invitándolas a varias consumiciones de bebidas alcohólicas.

«Desde un primer momento intentaron embaucarlas, invitándolas a una fiesta en el apartamento donde se alojaban, que disponía de una piscina en el ático», agrega la Policía Nacional.

Explica también que las menores, «atraídas por la idea» propuesta por los presuntos autores de los hechos, «se desplazaron hasta allí. Consumieron más alcohol hasta llegar a un estado de embriaguez y desorientación, que aprovecharon los cuatro jóvenes para, presuntamente, agredirlas sexualmente».

Fueron grabadas con un teléfono móvil

Las jóvenes, según la Policía Nacional, «fueron grabadas con un teléfono móvil, a pesar de la resistencia física que opusieron para que no sucedieran los hechos».

Las diferentes y rápidas diligencias por parte de los investigadores permitieron identificar a los presuntos autores de los hechos.

Además, pudo conocerse que podrían tener previsto embarcar en un vuelo esa misma tarde con destino a París (Francia). Así las coas, fueron localizados y detenidos «en un tiempo récord» por los agentes en el aeropuerto.

En la tarde de este pasado miércoles día 2, los cuatro detenidos fueron puestos a disposición de la Autoridad Judicial. Esta decretó el inmediato ingreso en prisión de todos ellos.