José Luis López Vázquez fue hijo de modista y funcionario público. Nació predestinado para la escena. Porque, pese a que se formó como actor en el Teatro de las Organizaciones Juveniles y en el TEU, tuvo la capacidad además de adquirir conocimientos profesionales no sólo como diseñador de vestuario sino también como escenógrafo. Era polifacético para el gremio de la escena. Desde el principio tuvo tablas para su vocación actoral. Un gran hombre de la Historia del Cine y el Teatro de España.

José Luis López Vázquez
José Luis López Vázquez durante »La familia… y uno más’

Debutó como actor en 1946 con la obra ‘El anticuario’ en el Teatro María Guerrero. ¡Ahí es nada! Antes -jovencísimo- había sido ayudante de dirección de Pío Ballesteros y Enrique Herreros. Su carrera cinematográfica no se haría esperar: en 1951 ya entraría en danza. En sus primeros años de mayor énfasis teatral hizo de todo, siempre desde la excelencia de su calidad interpretativa.

En este sentido su inicial faceta teatral fue arrolladora. Porque, al margen de que formara parte de las compañías de Conchita Montes y Alberto Closas, asumió papeles en obras como ‘La plaza de Berkeley’, ‘El vergonzoso en palacio’, ‘Crimen y castigo’, ‘Historia de una escalera’, ‘Después de la niebla’, ‘Don Juan Tenorio’, ‘El calendario que perdió siete días’, ‘La dama boba’, ‘Las maletas del más allá’, ‘El abanico’, ‘Cena de matrimonios’, ‘Cartas credenciales’, ‘¡Amoor!’, ‘Equus’, ‘La muerte de un viajante’ y ‘El manifiesto’, entre otras.

Sus comienzos en la gran pantalla se ajustaron a papeles cómicos. Por lo común haciendo pareja con la impar Gracita Morales. Consiguió un éxito sin precedentes. De esta etapa podemos también destacar su papel mítico del Padrino Búfalo en la no menos recordada ‘La familia… y uno más’. Ya durante los años 60 viró hacia películas más dramáticas. Igualmente las bordó. Fue un actor prolífico, no en balde apareció en más de 200 películas. Como dato curioso podemos subrayar que en 1971 llegó a aparecer en 11 filmes.

José Luis López Vázquez, un trabajador nato

Trabajaba a destajo. Codo con codo con la mayoría de los directores de relumbrón del momento. Pongamos que hablamos de José María Forqué, Pedro Lazaga y Mariano Ozores, Carlos Saura, Jaime de Armiñán, Pedro Olea, Antonio Mercero, Manuel Gutiérrez Aragón, Mario Camus, Juan Antonio Bardem, Marco Ferreri y Luis García Berlanga.

Empresa complicada seleccionar algunos de sus mejores trabajos cinematográficos. Digamos a bote pronto ‘Los chicos del Preu’, ‘Plácido’, ‘El verdugo’, ‘Peppermint frappé’, ‘Atraco a las tres’, ‘La prima Angélica’, ‘Mi querida señorita’ y la trilogía de ‘Patrimonio nacional’.

Mención aparte merecen algunos de los mediometrajes que interpretó. Sobre todo ‘La cabina’, dirigida por Antonio Mercero, merecedor de un Emmy en 1973, que además es considerada una alta pieza del género del terror. Fue una conmoción en España. Todos los ciudadanos ya tenían pánico de entrar en una cabina ante la posibilidad de quedarse encerrados. Una obra maestra, sin duda de ninguna clase.

Entre otros muchísimos premios obtuvo el la Medalla de Oro de Bellas Artes (1985), Espiga de Oro de la Semana de Cine de Valladolid (1989), Premio Nacional Pepe Isbert (1996), Premio Toda un vida-José María Rodero (2001), Premio Nacional de Teatro (2002), Goya de Honor (2004), Medalla de Honor del Círculo de Escritores Cinematográficos (2005), Medalla de Oro al Mérito en el Trabajo (1997)…

También la Medalla de Oro al Mérito en las Bellas Artes (2001), Premio de la Cultura de la Comunidad de Madrid (octubre 2009), Ricardo Calvo (1982), el del Espectador y la Crítica (1982), el Premio Nacional de Teatro, la I edición del Premio Nacional de Teatro Pepe Isbert, que otorga la Asociación de Amigos de Teatro Circo de Albacete, hoy Amigos de los Teatros de España (AMITE). Falleció el 2 de noviembre de 2009, a los 87 años de edad, tras una larga enfermedad.