Nueve años de cárcel por intentar matar a su pareja con un martillo

Los hechos se remontan a julio de 2017 cuando la pareja –ella residente en Arcos y él en El Cuervo con su madre– volvían de pasar el día en Chipiona

El Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) ha confirmado la sentencia de la Audiencia Provincial de Cádiz en la que condenó a nueve años y nueve meses de prisión a un hombre tras intentar acabar con la vida de su pareja golpeándola con un martillo en la cabeza después de mantener una discusión en la casa de la madre de él, ubicada en El Cuervo (Sevilla).

El acusado fue condenado por un delito de homicidio en grado de tentativa (nueve años) y por un delito de amenazas leves (nueve meses), además de a pagar una indemnización de más de 24.000 euros a la víctima, según recoge la sentencia del TSJA, a la que ha tenido acceso Europa Press, y que ha desestimado el recurso presentado por el condenado y ratificado la sentencia de la Audiencia gaditana de octubre de 2019.

Los hechos se remontan a julio de 2017 cuando la pareja –ella residente en Arcos y él en El Cuervo con su madre– volvían de pasar el día en Chipiona. Al parecer, según los insultos proferidos por el hombre durante el trayecto en coche, recogidos en la sentencia, el acusado no estaba de acuerdo en volver al considerar que era «muy temprano».

Una vez en casa de la madre de él, mantuvieron una discusión, cogiendo a la mujer de la camiseta y diciéndole que le había arruinado su vida. Fue entonces cuando la metió en un cuarto, ante la oposición de la víctima que no pudo zafarse, y «con ánimo de acabar con la vida» de la mujer, cogió una machota –martillo de 22 centímetros de mango y 18 de cabeza– y la golpeó en la cabeza.

Tras darle tres golpes, a pesar de la intermediación de la madre de él, que acabó en el suelo tras forcejear con el hijo, la mujer cayó sobre una bicicleta sin conocimiento. Siendo trasladada posteriormente a un centro de salud donde recibió los primeros auxilios.

Advertisement

Por su parte, el agresor huyó en su coche, aunque no tenía permiso para conducir, abandonándolo posteriormente y siendo atropellado al invadir la calzada, teniendo que ser atendido de las lesiones sufridas por otros conductores y una pareja de la Guardia Civil que se trasladó al lugar de los hechos.

sierra nevada