El ministro de Consumo, Alberto Garzón, se ha reafirmado en sus criticas al Rey Felipe VI. Ya acusó al monarca por incumplir el principio de neutralidad que marca la Constitución y maniobrar «contra el Gobierno democráticamente elegido». «Cuando uno se sale del carril, hay que denunciarlo», ha asegurado.

En una entrevista en RNE, Garzón ha sostenido que hizo «lo correcto» y ha instado a hacer una «reflexión» de por qué la derecha utiliza a la monarquía «para lanzarla a la cabeza a la gente que no piensa como ellos». «Como decía el vicepresidente, le hacen un flaco favor a la monarquía cuando la hacen de parte», ha añadido.

Según ha explicado Garzón, lo que hizo fue dar «un toque de atención» al monarca. «Defendí la neutralidad de las instituciones, y por tanto la Constitución», ha continuado. Después recordó que, mientras en España exista una monarquía parlamentaria, esta debe ser neutral y debe estar asociada al conjunto de los españoles.

En esta línea, y tras las críticas de la ministra de Defensa, Margarita Robles, a las palabras de Garzón y de Pablo Iglesias, Garzón ha destacado que en el Ejecutivo existen dos partidos con «opiniones diferentes». «Coalición no significa homogeneidad», ha aseverado, para después señalar que el PSOE «respeta» la postura de Unidas Podemos.

Para Podemos, la situación de la monarquía no es «prioritaria»

«Ellos tienen su opinión y nosotros la nuestra», ha continuado el titular de Consumo, que ha puesto de manifiesto que, para la formación ‘morada’, la «situación de la Jefatura del Estado» no es una cuestión prioritaria. «Es un elemento a tener en cuenta, pero lo prioritario es la crisis social y económica», ha zanjado.

Así, y pese a que «todos saben cual es el modelo de Estado preferido» por Unidas Podemos, Garzón ha reconocido que, «honestamente», el debate sobre la vigencia de la corona «no es un tema relevante». «Ahora bien, como miembros del Gobierno tenemos opinión sobre las cosas, y el hecho de opinar sobre una no significa que dejemos de prestar atención al resto», ha apostillado.

En este contexto, Garzón ha dejado claro que su partido «cumple con la ley y con las instituciones». «Cuando se abra el debate participaremos en él. Pero ahora mismo con la pandemia encima no es una prioridad, aunque tenemos que señalar cuando hay excesos que se salen de la Constitución», ha apostillado.

«A Felipe VI lo votamos los españoles, a Iglesias y Garzón no»

Pablo Casado señaló el silencio de Pedro Sánchez, presidente del Gobierno, ante los «ataques» que sufre el Rey. Algo que para el líder del PP muestra la «absoluta complicidad y profunda cobardía» que tiene el jefe del Ejecutivo.

En una entrevista en Onda Cero, Casado recuerda que Pedro Sánchez lleva tres días «desaparecido» en vez de «dar la cara» y defender al monarca y la unidad constitucional. A su vez ha asegurado que «a Felipe VI lo votamos los españoles, a Garzón y a Iglesias no, ya que Sánchez prometió en campaña que no pactaría con ellos”.

Es por ello que Pablo Casado ha emplazado a Sánchez a defender públicamente al Rey y la unidad nacional. Al mismo tiempo, ha asegurado que aquellos que quieren una república en España deberían llevar al Parlamento una reforma de la Constitución agravada.

Sin embargo, el presidente del PP ha dicho que, conscientes de que no tienen apoyos parlamentarios suficientes para esa reforma constitucional, intentan «hacer atajos» que son «claramente ilegales y cobardes», como «este espectáculo contra el Rey».